Facebooktwitterlinkedin

Las verificaciones de Twitter vuelven a ser noticia, esta vez por el nuevo sistema por colores que Elon Musk ha anunciado y que comenzará a aplicarse el viernes de la semana que viene.

El cambio de condiciones para obtener la verificación de perfil, y las numerosas idas y venidas que rodean a esta cuestión en concreto, se enmarcan dentro de la serie de decisiones polémicas y cuestionadas que Musk ha tomado desde que asumió los mandos de la red social.

Una solución tras la crisis de suplantaciones de identidad

Tras la guerra de precios por Twitter Blue y la verificación de perfil, llegó el problema de la suplantación de identidades. A pesar de que el personal de seguridad de Twitter advirtió a Musk de que lanzar el nuevo servicio de Twitter Blue incluyendo la verificación no era buena idea, ya que precisamente la función de este sello se obtenía al haberse realizado una comprobación real de que un perfil era quien decía ser, el plan siguió adelante.

Los usuarios podían verificar su perfil por 8$, sin tener que probar que eran quien decían ser. Esto desembocó en diversas suplantaciones de identidad, desde Jesucristo hasta Mario Bross fueron víctimas de este problema.

Sello azul para personas, gris para el gobierno y dorado para empresas

En vista del caos generado en la red social, Musk decidió posponer el lanzamiento de los nuevos servicios de Twitter Blue «hasta que haya un alto nivel de confianza para detener la suplantación de identidad. Probablemente usaremos una verificación de color diferente para las organizaciones y otra para las personas«.

Ahora, esta idea se ha convertido en una realidad confirmada, Twitter comenzará a verificar cuentas de forma manual el viernes 2 de diciembre. El sistema que se aplicará será el siguiente: las cuentas verificadas de personas, independientemente de si son o no celebridades, lucirán un sello azul; las del gobierno, uno gris; y las de empresas, uno dorado.

Así mismo, Musk ha declarado que quien así lo desee podrá lucir un pequeño logotipo secundario que muestre que pertenecen a una organización. Siempre y cuando cuente con el permiso y la aprobación de la misma.

Imagen: Depositphotos